Múltiples estudios muestran que, cuando se trata de la adquisición de un idioma, el proceso es mucho más rápido si estamos frecuentemente en contacto con esta nueva lengua. Esto significa que, para obtener óptimos resultados,  los estudiantes han de poder escuchar el idioma de boca de hablantes nativos de forma regular. Aunque los programas de televisión, las películas, las emisoras de radio y la música ofrecen opciones para conseguirlo, esto no siempre es suficiente.

Si eres un estudiante que está aprendiendo español, los mejores resultados posibles se conseguirán con una inmersión real y, por esta razón, mucha gente toma la decisión de viajar a España para aprender español. Hacer esto te obliga a salir de tu zona de confort, te anima a usar el idioma y te ayuda a entender cómo se habla la lengua de verdad.

A continuación, echamos un vistazo más detallado a las que hemos considerado como las cinco mejores ciudades de España para aprender el idioma.

 

Dónde aprender español

1. Salamanca

Situada en el oeste de España, la ciudad de Salamanca es, por muchas razones, una elección extremadamente popular para aquellos que buscan una inmersión real en la lengua de Cervantes. En primer lugar, la gente que vive en la ciudad habla con gran claridad y su clásico acento castellano es uno de los más sencillos de comprender en todo el país.

En segundo lugar, Salamanca es una de las ciudades universitarias más importantes de España y atrae miles de estudiantes internacionales cada año. Esto significa que, en comparación con algunas otras partes del país, es una ciudad segura, joven y tolerante, donde los estudiantes de español pueden encontrar gente parecida que comparte sus mismos objetivos y disfrutar de un amplio abanico de actividades de ocio y académicas.

De hecho, hay un número desproporcionadamente alto de escuelas de español en la ciudad, que se corresponde con el 16 por ciento del mercado total de la enseñanza de español en el país. Además, es también un lugar más barato para vivir que otras ciudades españolas más grandes, y está relativamente cerca de Madrid. En cuanto al clima, Salamanca disfruta de veranos cálidos, pero es bastante frío en invierno, así que la época más popular para viajar a la ciudad suele ser a partir de la primavera.

 

2. Granada

Para aquellos que deseen viajar a España y aprender en un ambiente algo más desafiante, Granada es una gran elección. Esta ciudad, con una gran herencia árabe y judía, es una de las capitales de provincia de la comunidad autónoma de Andalucía y, como resultado, la mayoría de gente habla andaluz; un dialecto con notables diferencias respecto del español castellano.

Quizás la característica más notable del español andaluz es la elisión de la letra ‘s’ en muchas palabras, mientras que muchas otras palabras también se acortan. La gente habla con un fuerte acento, que puede dificultar la comprensión, incluso si tienes un razonable nivel de competencia, no obstante, en Granada el acento andaluz no es tan fuerte como en otras ciudades. Debido a los altos niveles de emigración desde Andalucía a las colonias españolas en Centro y Sudamérica, el español hablado en estas zonas recuerda a los dialectos del sur de España.

Granada es una de las ciudades más ricas de España en lo que se refiere a la cultura, y su universidad tiene mucho prestigio a nivel nacional, lo que convierte a Granada, al igual que a Salamanca, en una ciudad con un gran ambiente universitario e internacional. Aunque puede que no sea la elección ideal para los más principiantes en el idioma, es una gran opción para aquellos que quieren ser capaces de entender a todos los hablantes de español.

3. Santiago de Compostela

La capital de la comunidad autónoma de Galicia. Santiago de Compostela es un destino singular para aquellos que quieran viajar a España para aprender español, aunque muchos que lo han hecho asegurarían que produce excelentes resultados. Al igual que las dos ciudades que hemos mencionado anteriormente, Santiago es una ciudad pequeña, pero con bastante ambiente estudiantil debido al renombre y la tradición de su universidad. Esta ciudad es también famosa por ser el lugar de finalización del Camino de Santiago.

Galicia, además del español, tiene su propia lengua oficial: el gallego. Esto sin embargo no supone un impedimento para los estudiantes que viajen a Santiago de Compostela a aprender español, ya que la mayoría de la población habla ambos idiomas de manera intercambiable, es decir, que no hay ningún problema si no hablas gallego. Dejando a un lado la particularidad de que en la región se hablen dos idiomas, Santiago de Compostela es en realidad un lugar muy útil para aprender español. El acento gallego tiene un ritmo característico que puede llamar la atención al principio, pero, por regla general, los autóctonos hablan el idioma con un acento bastante fuerte y claro. Dado a que el castellano que se habla en Santiago está influenciado por el gallego, puede que sea un destino más recomendable para estudiantes más avanzados que para principiantes.

 

4. Madrid

Como la capital de España, y una de las ciudades más grandes de la Unión Europea, Madrid es un destino extremadamente popular para la gente que desea mudarse a España permanentemente o de forma temporal para aprender español. La inmensa mayoría de su población de 3,2 millones de personas habla un español estándar y la ciudad cuenta con abundantes escuelas para los estudiantes que desean aprender español.

Como ocurre con Salamanca, uno de los mayores puntos a favor de aprender español en Madrid es la pureza del acento, lo que lo hace muy fácil de entender. No obstante, destaca una notable característica, escuchada con mucha frecuencia en el español central, puesto los habitantes de Madrid pronuncian una ‘d’ al final de palabra como si se tratara de una “z”; Madriz.

La ciudad está acostumbraba a niveles de inmigración relativamente altos, lo que significa que es fácil encontrar otros estudiantes internacionales, pero que puede tener como inconveniente que es fácil desenvolverse en inglés. Es términos de estilo de vida, es una ciudad animada, llena de cosas que hacer y abundantes lugares turísticos. Julio es el mes más caluroso del año, con temperaturas que rondan los 32 o 33ºC durante el día, y Madrid no tiene playa, por lo que quizás el verano no sea la época más recomendable para visitarla

 

5. Barcelona

Por último, en términos de población, Barcelona es la segunda ciudad más grande del país, lo que la hace una elección destacada para mucha gente que está considerando viajar a España para aprender español. Al igual que ocurre en Galicia, en Catalunya, la comunidad autónoma de la que Barcelona es capital, conviven dos lenguas oficiales: el castellano y el catalán. A diferencia de, por ejemplo, el andaluz, ni el gallego ni el catalán son dialectos del español, sino que son idiomas completamente separados, que derivan igualmente del latín.

Tal y como comentábamos en Santiago, el hecho de que en Barcelona haya dos idiomas oficiales no tiene por qué suponer un inconveniente para los estudiantes de español. La inmensa mayoría de la gente habla ambas lenguas, generalmente de forma intercambiable, por lo que si no hablas catalán podrás desenvolverte sin problemas. Además, ´dada su privilegiada situación a orillas del mediterráneo, Barcelona es uno de los principales destinos turísticos de España, lo que la convierte en una ciudad abierta, multicultural y con una enorme oferta cultural y de ocio.

Barcelona es también conocida por la calidad de sus universidades, lo cual atrae a estudiantes de todo el mundo mediante diferentes programas de intercambio y también hay quienes viajan a Barcelona para dedicarse a aprender español en una de las muchas escuelas de idiomas localizadas allí. Cualquier época del año es buena para visitar Barcelona, ya que los inviernos son bastante suaves, no obstante, si visitas Barcelona por el verano, te recomendamos que disfrutes de una escapada de fin de semana en los maravillosos paisajes de la Costa Brava.

Cómo puede ayudarte Lingoda

Sea donde sea que decidas viajar, un curso de idiomas en línea de Lingoda puede ser el complemento ideal, tanto para prepararte antes de tu estancia en España como para perfeccionar tus conocimientos durante o posteriormente. Todas nuestras lecciones están impartidas por profesores nativos totalmente cualificados, y los estudiantes pueden gestionar su propia agenda, reservando lecciones con la frecuencia que mejor se adapte a su estilo de vida.

Nuestros cursos han sido diseñados de acuerdo con el MCER, lo que significa que nuestros certificados de idiomas tienen reconocimiento internacional, incluido el de muchas instituciones académicas alrededor del mundo. Asimismo, aquellos que estén en España por motivos de trabajo o estudios, y quieran aprovechar para mejorar su competencia en el idioma, podrían encontrar extremadamente útil realizar un curso de español en línea con Lingoda y así comunicarse con gente de su mismo nivel y afianzar conceptos más teóricos de la lengua.