¿Por qué participar en el Sprint de Lingoda? Descúbrelo en esta entrevista con una sprinter ganadora

¿Por qué participar en el Sprint de Lingoda? Descúbrelo en esta entrevista con una sprinter ganadora

Por Lingoda Team
September 17, 2021

¿Por qué deberías unirte al Sprint de Lingoda? ¿Quién podría responder a esta pregunta mejor que alguien que lo ha terminado con éxito? Hablamos con Leah Wei, que se graduó con honores en Diseño tras estudiar en la Universidad de York y en la Bauhaus Universität. Ahora Leah dedica todo su tiempo a hacer crecer su canal de YouTube. Gracias a su experiencia creativa en branding, UX, ilustración y modelado, Leah es capaz de crear contenidos maravillosos. Curiosa por naturaleza y de espíritu aventurero, no deja de desarrollar nuevas ideas e intereses. Su sueño es poder llevar un estilo de vida nómada para descubrir todo lo que el mundo puede ofrecer. Lingoda lleva cooperando con ella desde mayo de 2020 y estamos muy felices de que haya terminado nuestro Sprint en francés el año pasado y de poder ayudarla a llevar un estilo de vida nómada gracias a nuestras clases flexibles online.
¿Quieres unirte a nuestro Sprint? Para participar en el Sprint de Idiomas que comienza el 31 de octubre, debes inscribirte antes del 15 de octubre.

Únete al Sprint de Idiomas


Leah, muchas gracias por concedernos esta entrevista. ¿Cuándo participaste en el Sprint de Lingoda y qué idioma aprendiste? ¿A qué nivel llegaste?


Tomé mi primer Sprint en el verano de 2020. Era un Super Sprint, pero quería hacerlo tranquilamente y divertirme, así que fui saltando entre diferentes clases y niveles, ¡pero finalmente terminé en B2.2!
Mi segundo Sprint fue un Sprint normal, en la primavera de 2021, pero curiosamente me resultó más fácil hacer el Super Sprint porque no tenía que recordar en qué fechas tenía clase, ya que las tenía todos los días. Se convirtió en un hábito diario que era como la memoria muscular.


¿Cuál fue tu motivación para inscribirte?


Acababa de graduarme de la escuela de diseño y no tenía ni idea de lo que quería hacer a continuación. Siempre me habían interesado los idiomas, pero nunca había tenido tiempo para dedicarme en serio a ellos. Cuando descubrí el curso de Sprint de Lingoda, no dudé ni un momento en inscribirme. Me parecía una apuesta a todo o nada (aunque en realidad no lo es, ¡aprendes tanto si ganas como si no!). Estaba planeando mudarme a Montreal en otoño y también tenía familia en Francia, así que pensé que mejorar mi francés sería un buen punto de partida para retomar mi aventura lingüística.


¿Qué te mantuvo motivada durante todo el Sprint?


¡Me encantó que estuviera planteado como un reto! La constancia siempre había sido mi punto débil, así que tener un programa que me incentivaba a estudiar a diario con una recompensa de reembolso fue lo que me mantuvo motivada, más incluso de lo que estaba en la escuela, ya que a menudo llegaba tarde a clase, ja, ja, ja… Era solo una hora al día, de modo que me parecía factible. ¡Y al ser clases online, podía levantarme de la cama y sentarme frente al ordenador en un segundo!


¿Dónde tomaste tus clases de Lingoda y a qué hora del día?


Mi horario de verano era variable e imprevisible. Algunos días salía con mis amigos, otros días visitaba a mis padres o me quedaba en casa todo el día, así que para mí era importante poder elegir si tomaría las clases por la mañana, por la tarde o justo antes de acostarme. Por lo general, reservaba mi clase con uno o dos días de antelación, a veces incluso en el mismo día (no era muy exigente con qué cursos o niveles estuvieran disponibles).


“Después de completar con éxito el Sprint de Idiomas de Lingoda me sentí…”

¡… realmente orgullosa de mí misma! Me demostré a mí misma que, con una buena dosis de voluntad y perseverancia, podía trabajar todos los días para seguir mejorando. Soy el tipo de persona que se fija un propósito de Año Nuevo y se olvida de ello dos semanas más tarde, así que para mí esto fue un gran logro.


Desde que tomaste el Sprint, ¿cómo has utilizado tus nuevas habilidades lingüísticas?


Después de completar mi Sprint, me mudé a Montreal y he estado practicando por la ciudad y con mis amigos. Creo que es importante hacer el esfuerzo de aprender el idioma del lugar al que te mudas, porque incluso si no lo hablas perfectamente, los demás siempre van a apreciar el gesto.


¿En qué momento te sentiste más orgullosa de usar tu nuevo idioma?


¡De lo que me siento más orgullosa es de poder hacer vlogs en francés en mi canal! Antes me daba vergüenza hablar en francés, pero sin duda Lingoda me ayudó a adquirir más confianza y ahora puedo grabar vídeos completos de YouTube en francés, expresando mis sentimientos y haciendo que los espectadores me acompañen durante todo el día, tanto si estoy en casa, como con amigos o creando en el estudio.


Si pudieras dar un consejo a las personas que quieren completar el Sprint con éxito, ¿cuál sería?


Ponte una alarma (¡o dos!) 10 minutos antes de cada clase que tomes. Sabía que para mí el mayor desafío sería no olvidar que tenía una clase, ya que suelo tener la cabeza en mil cosas a la vez. Por supuesto, cada persona es diferente, así que lee atentamente las reglas del Sprint y presta especial atención a las cosas en las que crees que podrías fallar.


¿Qué le dirías a alguien que está nervioso por comenzar el Sprint?


¡Tan solo hazlo! Hazte una lista de tus objetivos lingüísticos, de los motivos por los que estás aprendiendo ese idioma, ¡y simplemente lánzate! El primer paso siempre es el más difícil, pero las decisiones que tomamos ahora tienen un gran impacto en nuestro futuro. Con solo inscribirte en una experiencia de aprendizaje de 3 meses, podrías estar avanzando hacia un futuro más aventurero, culto y conectado para ti 🙂

Únete al Sprint de Idiomas